Buscar en ArteTorre

martes, 4 de noviembre de 2014

EL RETRATO DE DORIAN GRAY - Oscar Wilde (1890)



"¿Por qué sois unas gentes tan raras los pintores? Hacéis cualquier cosa para ganaros una reputación, pero tan pronto como la tenéis se diría que os sobra..."

"En el mundo sólo hay algo peor que ser la persona de la que se habla, y es ser alguien de quien no se habla..."

"En el momento en el que alguien se sienta a pensar, todo él se convierte en nariz o frente o en algo espantoso. Repara en quienes triunfan en cualquier profesión docta. Son absolutamente imposibles. Con la excepción, por supuesto, de la Iglesia. Pero sucede que en la Iglesia no se piensa..."

"Es mucho mejor no ser diferente de la mayoría. Los feos y los estúpidos son quienes mejor lo pasan en el mundo. Se pueden sentar a sus anchas y ver la función con la boca abierta. Aunque no sepan nada de triunfar, se ahorran al menos los desengaños de la derrota..."

"Cuando alguien me gusta muchísimo nunca le digo su nombre a nadie. Es como entregar una parte de esa persona. Con el tiempo he llegado a amar en secreto. Parece ser lo único capaz de hacer misteriosa o maravillosa la vida moderna. Basta esconder la cosa más corriente para hacerla deliciosa..."

"La risa no es un mal principio para la amistad y, desde luego, es la mejor manera para terminarla..."

"Por regla general es encantador conmigo y nos sentamos en el estudio y hablamos de mil cosas. De cuando en cuando, sin embargo, es terriblemente desconsiderado y parece disfrutar haciéndome sufrir. Entonces siento que he entregado toda mi alma a alguien que la trata como si fuera una flor que se pone en el ojal, una condecoración que deleita su vanidad, un adorno para un día de verano..."

"Creo que si un hombre viviera su vida de manera total y completa, si diera forma a todo sentimiento, expresión a todo pensamiento, realidad a todo sueño; creo que el mundo recibiría tal empujón de alegría que olvidaríamos todas las enfermedades del medievalismo y regresaríamos al ideal heleno; puede que incluso a algo más delicado, más rico que el ideal heleno. Pero hasta el más valiente de nosotros tiene miedo de sí mismo..."

"La única manera de librarse de la tentación es ceder ante ella..."

"Se ha dicho que los grandes acontecimientos del mundo suceden en el cerebro. Es también en el cerebro y sólo en el cerebro donde se cometen los grandes pecados..."

"Usted es una criatura asombrosa. Sabe más de lo que cree saber, pero menos de lo que quiere..."

" - La juventud es lo más precioso que se puede poseer.
- No lo siento yo así, Lord Henry.
- No, no lo siente ahora. Pero algún día, cuando sea viejo y feo y esté lleno de arrugas, cuando los pensamientos le hayan marcado la frente con sus pliegues y la pasión le haya quemado los labios con sus odiosas brasas, lo sentirá, y lo sentirá terriblemente..."

"La belleza es una manifestación del genio; está incluso por encima del genio puesto que no necesita una explicación. Es uno de los grandes dones de la naturaleza..."

"Cuando se le acabe la juventud, desaparecerá la belleza, y entonces descubrirá de repente que ya no le quedan más triunfos, o habrá de contentarse con triunfos insignificantes que el recuerdo de su pasado esplendor habrá más amargos que las derrotas..."

"¡Viva! ¡Viva la vida maravillosa que le pertenece! No deje que nada se pierda. Esté siempre a la búsqueda de nuevas sensaciones. No tenga miedo de nada..."

"Siempre. Terrible palabra. Hace que me estremezca cuando la oigo. Las mujeres son tan aficionadas a usarla. Echan a perder todas las historias de amor intentando que duren para siempre. Es, además, una palabra sin sentido. La única diferencia entre un capricho y una pasión es que el capricho dura un poco más..."

" - Adoro los placeres sencillos -dijo Lord Henry-, son el refugio de las almas complicadas..."

" - Es una de las grandes obras del arte moderno. Te daré por él lo que quieras pedirme. Debe ser mío.
- No soy yo su dueño, Harry.
- ¿Quién es el propietario?
- Dorian, por supuesto -respondió el pintor.
- Es muy afortunado.
- ¡Qué triste resulta! -Murmuró Dorian Gray, los ojos todavía fijos en el retrato-. Me haré viejo, horrible, espantoso. Pero este cuadro siempre será joven. Nunca dejará atrás este día de junio... ¡Si fuese al revés! ¡Si yo me conservase siempre joven y el retrato envejeciera! Daría... ¡daría cualquier cosa por eso! ¡Daría la vida!"

"Me pregunto quién definió al hombre como animal racional. Fue la definición más prematura que se ha dado nunca. El hombre es muchas cosas, pero no racional..."


"El pecado es el único elemento de color que queda en la vida moderna..."

"Todas las personas que tratan de agotar un tema, logran agotar a sus oyentes..."


"En la actualidad la mayoría de la gente muere por una indigestión de sentido común y descubre cuando ya es demasiado tarde que lo único que no lamentamos nunca son nuestros errores..."

"Si la música es mala, es nuestro deber ahogarla con la conversación..."


"En los días que corren, la gente sabe el precio de todo y el valor de nada..."

" - No te cases, Dorian. Los hombres se casan porque están cansados, las mujeres porque sienten curiosidad: unos y otros acaban decepcionados..."


"Las mujeres ordinarias no hacen volar nuestra imaginación. Están ancladas en su siglo. La fascinación nunca les transfigura. Se sabe lo que tienen en la cabeza con la misma facilidad que si se tratara de un sombrero. Siempre se las encuentra. No hay misterio en ninguna de ellas. Van a pasear al parque por la mañana y charlan por la tarde en reuniones donde toman el té. Tienen una sonrisa estereotipada y los modales del momento. Son transparentes. ¡Pero una astriz! ¡Qué diferente es una actriz!"

"Los únicos artistas encantadores que conozco son malos artistas. Los buenos sólo existen en lo que hacen y, en consecuencia, carecen por completo de interés como persona. Un gran poeta, un poeta verdaderamente grande, es la menos poética de todas las criaturas. Pero los poetas de poca monta son absolutamente fascinantes. Cuanto peores son sus rimas, más pintoresco es su aspecto..."


"Los hijos comienzan la vida amando a sus padres, al hacerse mayores los juzgan y, en ocasiones, los perdonan..."

"¿Pobre? ¿Qué importa eso? Si la pobreza llama humildemente a la puerta, el amor entra por la ventana..."


"Siempre que un hombre hace algo perfectamente estúpido, lo hace por el más noble de los motivos..."

"Nunca doy la menor importancia a lo que dice la gente vulgar y nunca interfiero con lo que hacen las personas encantadoras..."

"La razón de que nos guste pensar bien de los demás es que tenemos miedo a lo que pueda sucedernos. La base del optimismo es el terror. Pensamos que somos generosos porque atribuimos a nuestro vecino las virtudes que más pueden veneficiarnos..."

"Sólo se echa a perder una vida cuando se detiene su crecimiento..."

"No he sido nunca tan feliz. Ya sé que es repetitivo, todo lo realmente delicioso lo es. Y, sin embargo, me parece que no he buscado otra cosa en toda mi vida..."

"Mientras estábamos sentados uno al lado del otro, apareció de repente en sus ojos una mirada que yo no había visto nunca. Mis labios se movieron hacia los suyos. Nos besamos. No soy capaz de describiros lo que sentí en aquel momento. Me pareció que la vida entera se concentraba en un punto perfecto de alegría color rosa..."

"El mundo entero no es nada para mí comparado con ella..."

"El placer es la única cosa sobre la que merece la pena elaborar una teoría..."

"Cuando somos felices siempre somos buenos, pero cuando somos buenos no siempre somos felices..."

"En los tiempos que corren se nos cobra excesivamente por todo. Tengo la impresión de que la verdadera tragedia de los pobres es que no pueden permitirse nada excepto renunciar a sí mismos. Los pecados hermosos, como los objetos hermosos, son el privilegio de los ricos..."

"Las mujeres, como dijo en cierta ocasión un francés con mucho ingenio, despiertan en nosotros el deseo de producir obras maestras, pero luego nos impiden siempre llevarlas a cabo..."

"El cigarrillo es el mejor ejemplo de placer perfecto. Es exquisito y deja insatisfecho. ¿Qué más se puede pedir?"

"El arte no es más que un reflejo..."

"Repitió muchas veces su nombre. Los pájaros que cantaban en el jardín empapado de rocío parecían hablar de ella a las flores..."

"Vivimos en una época en la que ciertas cosas innecesarias son nuestras únicas necesidades..."

"Cuando nos culpamos, sentimos que nadie más tiene derecho a hacerlo. Es la confesión, no el sacerdote, lo que nos da la absolución..."

"El único encanto del pasado es que es pasado..."

"Me pregunto si la vida aún me reserva alguna otra cosa tan extraordinaria..."

"La única manera de que una mujer reforme a un hombre es aburriéndolo tan completamente que pierda todo interés por la vida. Si te hubieras casado con esa chica hubieras sido muy desgraciado. Por supuesto la hubieras tratado amablemente. Siempre se puede ser amable con las personas que no nos importan nada. Pero habría descubierto enseguida que sólo sentías indiferencia por ella. Y cuando una mujer descubre eso de su marido, o empieza a vestirse muy mal o lleva sombreros muy elegantes que tiene que pagar el marido de otra mujer..."

"Vivimos en una época que lee demasiado para ser sabia y que piensa demasiado para ser hermosa..."

"Basta con no hablar de algo para que no haya sucedido nunca..."

"Convertirse en el espactador de la propia vida, como dice Harry, es escapar de sus sufrimientos..."

"El arte es siempre más abstracto de lo que imaginamos. La forma y el color sólo nos hablan de sí mismos...; eso es todo. Con frecuencia me parece que el arte esconde al artista mucho más de lo que le revela..."

"Cuanto más sabía, más quería saber..."

"Para él, ciertamente, la vida era la primera y la más grande de las artes, y todas las demás no eran más que una preparación para ella..."

"Pero enseñaría al ser humano a concentrarse en los instantes de una vida que no es en sí misma más que un instante..."

"De las sombras irreales de la noche renace la vida real que conocíamos..."

"Al salir de la iglesia, miraba con asombro los negros confesionarios y le hubiera gustado sentarse en el interior de uno de ellos para escuchar cómo hombres y mujeres susurraban a través de la gastada rejilla la verdadera historia de su vida..."

"Ninguna teoría sobre la vida le parecía tan importante comparada con la vida misma..."

"Poseía los misteriosos 'jurapis' de los indios de Río Negro, instrumentos que no se permiten mirar a las mujeres y que incluso los jóvenes sólo pueden ver después de someterse al ayuno y al ciclicio..."

"Le entristeció reflexionar sobre los destrozos que el tiempo causa en todo lo que es hermoso y extraordinario..."

"La sociedad, la sociedad civilizada al menos, nunca está dispuesta a creer nada en detrimento de quienes son al mismo tiempo ricos y fascinantes..."

"En este país basta que un hombre sea distinguido e inteligente para que todas las lenguas vulgares se desaten contra él..."

"Todos llevamos dentro el cielo y el infierno..."

"Nunca es demasiado tarde..."

"La juventud sonríe sin motivo. Es uno de sus mayores encantos..."

"Cuando una mujer vuelve a casarse es porque detectaba a su primer marido. Cuando un hombre vuelve a casarse es porque adoraba a su primera mujer. Las mujeres prueban suerte. Los hombres arriesgan la suya..."

"En los días que corren, todos los hombres casados viven como solteros y todos los solteros como casados..."

"Me gustan los hombres con futuro y las mujeres con pasado..."

"Lo que el fuego no destruye, lo endurece..."

"La vida es demasiado corta para cargar con el peso de los errores ajenos..."

"Para conseguir la popularidad hay que ser mediocre..."

"Cada vez que se ama es la única vez que se ha amado nunca. La diversidad del objeto no altera la unicidad de la pasión. Tan sólo la intensifica..."

"La vida matrimonial no es más que una costumbre. Pero la verdad es que lamentamos la pérdida incluso de nuestras peores costumbres. Quizá sean las que más lamentamos..."

"La felicidad no ha sido nunca mi objetivo. ¿Quién quiere ser feliz? Siempre he buscado el placer..."

"Las únicas personas cuyas opiniones escucho con respeto son las de las personas mucho más jóvenes que yo. Paracen ir por delante de mí..."

"Cualquier cosa se convierte en placer si se hace con suficiente frecuencia..."

"Los sufrimientos y los amores superficiales viven largamente. A los grandes amores y sufrimientos los destruye su propia plenitud..."

Esta entrada es una publicación hecha sin ánimo de lucro. Su único objetivo es compartir fragmentos de algunas de las obras más destacadas de la literatura universal y animar de esta forma al lector a que lea y disfrute de este ejemplar. Si existiese algún tipo de problema, se puede eliminar la publicación de forma inmediata.

martes, 7 de octubre de 2014

EL LECTOR DE JULIO VERNE - Almudena Grandes (2012)



"Hay personas que creen que en España las cosas son como deben ser, que la Guardia Civil no tiene por qué dar explicaciones a nadie de sus actos, que no hace falta ningún juicio para decidir que una persona es culpable, que toda ley debe cumplirse aunque sea injusta, sólo porque es la ley.
Otras personas, muchas más, no lo creen, pero no se atreven a decirlo en voz alta porque tienen miedo, y les gustaría vivir en un país diferente, con leyes diferentes, con una policía diferente que cumpliera con otra clase de deberes, pero encogen los hombros y se callan para que no les pase nada malo, porque saben la clase de cosas que pasan, y hasta qué punto puede ser peligroso llevarle la contraria a los que tienen el poder.

Y hay algunas personas, pocas, que piensan por su cuenta, y dicen lo que piensan, y actúan de acuerdo con sus ideas, y no porque no conozcan el risgo que corren, sino porque creen que correr ese riesgo merece la pena..."



"Y pasaba el tiempo y no pasaba nada..."

"En Fuensanta de Matos, en la Sierra Sur, en la provincia de Jaén, en toda Andalucía, en España entera, no había piedad, no había esperanza ni futuro para una mujer..."

"Las cosas nunca son como parecen..."

"En las personas valientes, el miedo es sólo consciencia de peligro, pero en las cobardes es mucho más que ausencia de valor..."

"Los traidores ejemplares, partidarios de la legalidad, los cobardes, personas tranquilas y honestas, amigos de la paz y del orden, todo eso tenía que pensar aunque no lo entendiera, aunque no lo sintiera, aunque me repugnara pensarlo, y qye la verdad es sólo la parte de la verdad que nos conviene y, como ningún libro iba a querer enseñarme esa clase de cosas, también tendría que dejar de leer..."


"A cualquiera se le puede encasquillar una pistola en el momento menos oportuno..."

"Se marchaba, y era la persona más importante de mi vida, un amor más fuerte que el amor, pero se marchaba y sin embargo se quedaba en mí..."

"Yo creo que no hay nada peor, nada más sucio en el mundo que un traidor..."

"No quería avanzar porque no quería que aquello se acabara..."

"Un pueblo, en una época, en un país en el que nadie hacía nada por nadie..."

"En los malos tiempos, los niños crecen deprisa..."

"Algunos nombres valen por sí mismo más que los hombres que los llevan..."

"Los valientes, leales, inteligentes, tenían que dejar de serlo si no querían morir jóvenes, y la autoridad se apoyaba en la traición, y los traidores lo eran siempre por dinero, y los héroes vivían como animales mientras que los cobardes y los chivatos comían caliente y dormían en sus camas amparados por el respeto de las personas decentes..."

"Las personas cobardes tienen miedo hasta de sí mismas..."

"Nadie regala nada, decían, nadie de algo a cambio de nada..."

"La verdad es toda la verdad y no sólo la parte que nos conviene..."

"Eso era lo que iba a pasar, y sin embargo no pasó nada, excepto que el mundo se puso boca abajo..."

"Mirando al techo, como si el techo fuera un espejo que me reflejara por dentro..."

"De madrugada, los camiones se cruzaban en la carretera, las descargas de los fusiles contra las tapias, el resonar apresurado y silencioso de los zapatos de las mujeres que llegaban después para intentar recuperar los cuerpos y casi nunca los encontraban ya, y volvían a sus casas más cansadas, más despacio, más muertas que vivas..."

"Pasaba las horas muertas tendido en la cama, mirando al techo como si el techo fuera un espejo que me reflejaba por dentro..."

" -¿Y usted? -Le pregunté a doña Elena cuando creí que tenía la confianza suficiente para hacerlo- ¿Usted también es roja? -Se echó a reír y movió la cabeza antes de contestarme-.
-Por supuesto que no, Nino, ¿cómo puedes pensar eso? -y su risa se deshizo en una sonrisa tierna, melancólica- En la España del Caudillo ya no hay rojos, ¿es que no te has enterado?
- Pero Catalina...
-Catalina nada. Catalina es una patriota y buena española, católica, apostólica y romana, como todo el mundo, ¡pues no faltaría más!
Entonces me di cuenta de que doña Elena también era roja..."

"Los valiente siempre matan de frente..."

"Le abracé como no le había abrazado nunca, como nunca había abrazado a nadie, como si afuera de aquel abrazo no hubiera nada, sólo vacío..."

"Hasta las personas más valientes, las más justas, las más honradas, interpretan la realidad de acuerdo con sus propias ideas sobre lo que es bueno y lo que es malo, lo que desean, lo que temen, lo que creen, lo que detesta. Y al hacerlo, fabrican su propia realidad..."

"Al mismo tiempo que la luz, percibía su voz: "Vamos Nino, arriba, que ya es hora", y un instante después, sobre la frente, el beso leve, apresurado, que inauguraba sin remedio la mañana..."

"La apacible envoltura cotidiana del odio, de la rabia, del terror, la farsa agonizante de los desesperados, y esas mujeres de luto que abrían preferido estar muertas, pero vivían, y seguían levantándose para vestirse de negro todas las mañanas..."

"En Madrid había gente que creía que en 1939 se había acabado la guerra, pero en mi pueblo todo era distinto. En mi pueblo los hombres se echaban al monte para salvar la vida, y la autoridad perseguía a las mujeres que intentaban ganársela con la recova..."

"Los ojos se acostumbran a ver en la oscuridad..."

"Nunca podía ni querría dejar de llorar..."

"Nada es lo mismo, nada permanece. Menos la historia y la morcilla de mi tierra, las dos se hacen con sangre y las dos se repiten..."

"Hay muertes que valen más que muchas vidas juntas..."

"Me estaba volviendo raro, y lo más raro es que me gustaba. Nunca me había sentido tan bien..."

"Levantarse de la cama por la mañana era un triunfo, y volver a ella sano y salvo por la noche, una azaña similar..."

"El miedo que se convertía en vergüenza ante el insólito espectáculo de cualquier hombre valiente, como aquel capitán del ejército que mandó parar la música en Martos mientras un requeté bailaba encima del cadáver de Crispín, y que, y hasta yo me daba cuenta de eso, no tenía por qué ser un rojo, pero sí era, sin duda, admirable, mucho más que todos los que se quedaron mirándole sin hablar, sin hacer nada, a parte de aguantarse las náuseas hasta el final del espectáculo..."

"Sólo sé lo que dice la gente, pero eso no siempre es la verdad..."

"No se podía vivir así, pero había que vivir y se vivía..."

Esta entrada es una publicación hecha sin ánimo de lucro. Su único objetivo es compartir fragmentos de algunas de las obras más destacadas de la literatura universal y animar de esta forma al lector a que lea y disfrute de este ejemplar. Si existiese algún tipo de problema, se puede eliminar la publicación de forma inmediata.

martes, 26 de agosto de 2014

EL PRINCIPITO - Antoine de Saint-Exupéry (1943)




"He aquí mi secreto, que no puede ser más simple: sólo el corazón se puede ver bien; lo esencial es invisible para los ojos..."


"Será necesario que soporte dos o tres orugas si quiero conocer las mariposas..."

"Las personas mayores nunca pueden comprender algo por sí solas y es muy aburrido para los niños tener que darles una y otra vez explicaciones..."

"¡Es tan misterioso el país de las lágrimas!"

"Las semillas son invisibles, duermen en el secreto de la tierra, hasta que un buen día una de ellas tiene la fantasía de despertarse. Entonces se alarga extendiendo hacia el sol, primero tímidamente, una encantadora ramita inofensiva..."

"Conozco un planeta donde vive un señor muy colorado, que nunca ha olido una flor ni ha mirado una estrella y que jamás ha querido a nadie. En toda su vida no ha hecho más que sumas. Y todo el día se lo pasa repitiendo como tú: "¡Yo soy un hombre serio, yo soy un hombre serio!"Al parecer esto le llena de orgullo. Pero no es un hombre, ¡es un hongo!"

"No prolongues más tu despedida. Puesto que has decidido partir, vete de una vez..."

"— ¡Hazme ese favor, admírame de todas maneras!
— ¡Bueno! Te admiro -dijo el principito encogiéndose de hombros- pero ¿para qué te sirve?"

"— Sólo se conocen bien las cosas que se domestican -dijo el zorro-. Los hombres ya no tienen tiempo de conocer nada. Lo compran todo hecho en las tiendas. Y como no hay tiendas donde vendan amigos, los hombres no tienen ya amigos..."

"Lo que hace más importante a tu rosa es el tiempo que tú has perdido con ella..."

"El quinto planeta era muy curioso. Era el más pequeño de todos, pues apenas cabían en él un farol y un farolero que lo habitaba. El principito no lograba explicarse para qué servían allí, en el cielo, en un planeta sin casas y sin población un farol y un farolero. Sin embargo, se dijo a sí mismo: "Este hombre, quizás, es absurdo. Sin embargo es menos absurdo que el rey, el vanidoso, el hombre de negocios y el bebedor. Su trabajo, al menos, tiene sentido. Cuando enciende su farol, es igual que si hiciera nacer una estrella más o una flor y cuando lo apaga hace dormir a la flor o a la estrella. Es una ocupación muy bonita y por ser bonita es verdaderamente útil...
(...)
Mientras el principito proseguía su viaje, se iba diciendo para sí: "Este (el farolero) sería despreciado por los otros, por el rey, por el vanidoso, por el bebedor, por el hombre de negocios. Y, sin embargo, es el único que no me parece ridículo, quizás porque se ocupa de otras cosas y no de sí mismo..."

"Los hombres ocupan muy poco lugar sobre la Tierra..."

"Para los reyes el mundo está muy simplificado. Todos los hombres son súbditos..."

"¡Qué planeta más raro! -pensó entonces el principito-. Es seco, puntiagudo y salado. Y los hombres carecen de imaginación; no hacen más que repetir lo que se les dice. En mi tierra tenía una flor: hablaba siempre la primera..."

"Me creía rico con una flor única y resulta que no tengo más que una rosa ordinaria..."

"A los mayores les gustan las cifras. Cuando se les habla de un nuevo amigo, jamás preguntan lo esencial del mismo. Ninca se les ocurre preguntar: "¿Qué tono tiene su voz? ¿Qué juegos prefiere? ¿Le gusta coleccionar mariposas?" Pero en cambio preguntan: "¿Qué edad tiene? ¿Cuántos hermanos? ¿Cuánto pesa? ¿Cuánto gana su padre?" Solamente con estos detalles creen conocerle..."

"Pero nosotros, que sabemos comprender la vida, nos burlamos tranquilamente de los números..."

"Tú no eres para mí más que un muchachito igual a otros cien mil muchachitos y no te necesito para nada. Tampoco tú tienes necesidad de mí y no soy para ti más que un zorro entre otros cien mil zorros semejantes.Pero si tú me domesticas, entonces tendremos la necesidad el uno del otro. Tú serás para mí único en el mundo, yo seré para ti único en el mundo..."


"— Lo que más embellece al desierto -dijo el principito- es el pozo que oculta en algún sitio..."

"Sólo hay que pedir a cada uno, lo que cada uno puede dar..."

"A las lámparas hay que protegerlas: una racha de viento puede apagarlas..."

"— Únicamente los niños saben lo que buscan -dijo el principito-. Pierden el tiempo con una muñeca de trapo que viene a ser lo más importante para ellos y si se la quitan, lloran..."

"Si les decimos a las personas mayores: "He visto una casa preciosa de ladrillo rosa, con geranios en las ventanas y palomas en el tejado", jamás llegarán a imaginarse cómo es esa casa. Es preciso decirles: "He visto una casa que vale cien mil francos". Entonces exclaman entusiasmados: "¡Oh, qué preciosa es!"

— ¿Qué haces ahí?
— Bebo
— ¿Por qué bebes?
— Para olvidar. 
— ¿Para olvidar qué?
— Para olvidar que siento vergüenza
— ¿Vergüenza de qué? 
— Vergüenza de beber...

"Los ojos son ciegos. Hay que buscar con el corazón..."

"Este es para mí el paisaje más hermoso y el más triste del mundo. Es el mismo paisaje de la página anterior que he dibujado una vez más para que lo vean bien. Fue aquí donde el principito apareció sobre la Tierra, desapareciendo luego. Examínenlo atentamente para que sepan reconocerlo, si algún día, viajando por África cruzan el desierto. Si por casualidad pasan por allí, no se apresuren, se los ruego, y deténganse un poco, precisamente bajo la estrella. Si un niño llega hasta ustedes, si este niño ríe y tiene cabellos de oro y nunca responde a sus preguntas, adivinarán en seguida quién es. ¡Sean amables con él! Y comuníquenme rápidamente que ha regresado. ¡No me dejen tan triste!"


Esta entrada es una publicación hecha sin ánimo de lucro. Su único objetivo es compartir fragmentos de algunas de las obras más destacadas de la literatura universal y animar de esta forma al lector a que lea y disfrute de este ejemplar. Si existiese algún tipo de problema, se puede eliminar la publicación de forma inmediata.

jueves, 7 de agosto de 2014

EL ARTE DE NO AMARGARSE LA VIDA - Rafael Santandreu (2011)

"La mejor forma de solucionar cualquier asunto es manteniendo la calma y, si es posible, disfrutar del proceso..."

"Si le damos demasiada importancia a la comodidad vamos a ser muy infelices. A la comodidad en cualquiera de sus formas: gozar de más tranquilidad, silencio, limpieza, descanso, etc. La comodidad no es tan importante, esto es, no da la felicidad. La comodidad viene y va. Es así, es inevitable. Un exceso de comodidad es incompatible con el disfrute activo de la vida..."

"Cuando sostenemos ideas irracionales y emociones exageradas suele pasarnos que intentamos matar moscas a cañonazos, esto es, aplicamos soluciones exageradas a problemas pequeños, y el remedio acaba siendo peor que la enfermedad: destrozamos la casa y la mosca sigue aleteando alegremente..."

"En este mundo, muchas personas terribilizan, exageran la gravedad de
 todo lo que sucede. Sólo hay que abrir el periódico y ver cómo están redactadas las noticias: ¡todo son quejas! Y es que, sin duda, vivimos en la época más quejumbrosa de la historia. Así que, ¿cómo no dejarse contagiar por el ambiente?"

"El hombre -o mujer- maduro es aquel que sabe que no necesita casi nada para ser feliz..."

"No necesitamos gruesos libros que nos enseñen a desarrollar ninguna habilidad porque precisamente lo que hay que hacer es no complicarse la vida. Para quererse a uno mismo basta con no exigirse ser así o asá. No querer ser 'más' que nadie y aceptar que algunos pensarán que somos 'menos'. ¡Que les aproveche! Ese es su error. Para valorarse hay que entender que ya somos valiosos. ¡Todos lo somos! Sí, aunque estemos llenos de fallos..."

"Desear no tiene nada de malo. Poseer tampoco. Siempre y cuando no creamos que todo ello son necesidades. Si yo tuviese un Ferrari, lo conduciría con gusto. Me iría a pasear con él por las montañas escuchando buena música. Pero si me lo roban, no derramaré ni una sola lágrima por él porque simplemente sé que no lo necesito para ser feliz..."

"Desear demasiado es incluso contraproducente porque despierta la respuesta obsesiva de la mente. Un ejemplo claro lo tenemos en la anorexia o en la bulimia..."

"Cuantas más cosas necesitas, mejor europeo eres..."

"El gran matemático y filósofo del siglo XVII, Blaise Pascal, dijo en una ocasión: "Todos los problemas de la humanidad proceden de la incapacidad del hombre para estarse quietecito en una habitación, sentado y tranquilo..."

"El mundo en el que vivimos se ha vuelto super exigente. A nivel planetario, ponemos en peligro la supervivencia de la Tierra a base de exigir más y más producción de bienes de consumo. Y a nivel personal nos exigimos tener muchas capacidades: ser guapo, deportista, inteligente, hábil para los negocios, excelente madre o padre… Estas cualidades no son malas en sí mismas, está claro que son rasgos positivos, pero cuando las convertimos en exigencias irrenunciables, aparecen los problemas psicológicos…"

"Yo creo que si Romeo y Julieta hubiesen conseguido casarse, se hubieran divorciado a los pocos años…"

"La mayor parte de las razones por las que nos lamentamos son humo, lloramos por carecer de tonterías innecesarias para la felicidad, aunque a veces nos cueste tanto verlo…"

"Los niños se creen el centro del universo, pero se equivocan y, a medida que maduran, se van dando cuenta de que sus deseos no van a ser satisfechos inmediatamente por su entorno. A todos nosotros nos iría muy bien dejar de mirarnos al ombligo fantaseando sobre que somos indispensables para algo o alguien. Distanciarnos de nosotros mismos es muy útil porque dejamos de preocuparnos tanto por nuestro destino y podemos empezar a vivir el presente…"

"La imagen personal no es tan importante. No puede serlo porque siempre encontraremos a gente que no la respete como desearíamos y por otro lado, la vida sería demasiado aburrida si no pudiésemos bromear con los demás sobre nosotros mismos…"

"La fortaleza no está en defenderse de las críticas ajenas, sino en estar por encima de ellas…"

"Desde que existe el aire acondicionado, hace ya unos años, ¿ha aumentado el índice general de bienestar emocional, de felicidad? La espuesta obviamente es que no. De hecho, década tras década, el bienestar emocional no deja de disminuir. ¿Cómo es posible que con un aumento tan espectacular de la comodidad que ofrece la climatización no se incremente al mismo tiempo la felicidad general? Respuesta: porque la comodidad no da la felicidad…"

"Las quejas cotidianas tienen una cualidad especial: tienden a convertirse en hábito…"

"La justicia tiene sus límites. En ese sentido, es como el chocolate: a pequeñas dosis es buena. A grandes dosis produce dolor de estómago. Un mundo demasiado regulado sería un mundo sin espontaneidad…"

"¡Qué diferente es surfear la vida por encima de sus olas a vivir sumergido, siempre medio ahogado, vapuleado por las corrientes marinas!"

"— Imagina que te regalo un anillo con un brillante valiosísimo. Cuesta más que todo lo que puedes ganar en toda tu vida. ¿Qué harías con él? ¿Lo llevarías todos los días por la calle? ¿Te lo llevarías a la playa?
— No, lo metería en una caja fuerte -dijo ella riendo.

— Eso es lo que está pasando con tu amor. Crees que es tan valioso que la sola idea de perderlo te pone nerviosa. Así no lo puedes disfrutar porque el amor es para usarlo cada día, no para tenerlo en una caja fuerte..."

"La vida dura muy poco y es un desperdicio malgastarla haciendo cosas que no deseamos…"

Esta entrada es una publicación hecha sin ánimo de lucro. Su único objetivo es compartir fragmentos de algunas de las obras más destacadas de la literatura universal y animar de esta forma al lector a que lea y disfrute de este ejemplar. Si existiese algún tipo de problema, se puede eliminar la publicación de forma inmediata.

martes, 29 de julio de 2014

¿LEEMOS?


Hace varias semanas me regalaron por mi cumpleaños algo que llevaba mucho tiempo esperando: un libro electrónico. Son varias las personas que me han hablado relativamente bien de esta herramienta, pero muchas de ellas, si le pongo en la tesitura de elegir, siguen prefiriendo el libro en papel. No sé hasta qué punto existe una diferencia clara entre uno y otro, puesto que la lectura, al menos para mí, no es más que algo abstracto que llega a nosotros a través de una serie de signos interpretados por nuestra mente gracias a un medio determinado, bien sea una revista, un panel informativo, una pantalla, un libro en braille, en papel o como es el caso, un libro electrónico.


Las posibilidades que ofrece son máximas; pero no creo que sea el momento ni el lugar de redactar todas y cada una de ellas. Existen miles de páginas en internet que lo harían infinitamente mejor que lo podría hacer yo.

Una de las características que más me ha gustado es la posibilidad de subrayar aquellas frases o fragmentos de libros que a mi juicio crea destacados, para así poder revisarlos tantas veces como quiera. Desconocía esta posibilidad. Y precisamente de ahí surge mi idea. Aprovechando este blog personal, haré una serie de entradas en las que destacaré las partes más destacadas de cada libro que lea y que considere más llamativas; aunque seguro que, ni estarán todas las que son, ni serán todas las que están.

El lector debe saber que jamás emplearé estas frases para sacar beneficio económico alguno de ellas, mi objetivo es simplemente compartir el conocimiento que muchos autores han plasmado en sus obras a lo largo de la historia.

Allá vamos.

Quizás también le interese...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...