Buscar en ArteTorre

jueves, 19 de noviembre de 2015

"El gran dictador", por Charles Chaplin (1940). Discurso final. (Vídeo en español)

"Lo siento. Pero yo no quiero ser emperador.Ese no es mi oficio, sino ayudar a todos si fuera posible. Blancos o negros. Judíos o gentiles. Tenemos que ayudarnos los unos a los otros; los seres humanos somos así. Queremos hacer felices a los demás, no hacernos des gracidos. No queremos odiar ni despreciar a nadie. En este mundo hay sitio para todos y la buena tierra es rica y puede alimentar a todos los seres.  


    El camino de la vida puede ser libre y hermoso, pero lo hemos perdido. La codicia ha envenenado las almas. Ha levantado barreras de odio. Nos ha empujado hacia la miseria y las matanzas.

    Hemos progresado muy deprisa, pero nos hemos encarcelado nosotros. El maquinismo, que crea abundancia, nos deja en la necesidad. Nuestro conocimiento nos ha hecho cínicos. Nuestra inteligencia, duros y secos. Pensamos demasiado y sentimos muy poco.

    Más que máquinas, necesitamos humanidad. Más que inteligencia, tener bondad y dulzura. Sin estas cualidades, la vida será violenta. Se perderá todo.

    Los aviones y la radio nos hacen sentirnos más cercanos. La verdadera naturaleza de estos inventos exige bondad humana. Exige la hermandad universal que nos una a todos nosotros.


    Ahora mismo mi voz llega a millones de seres en todo el mundo, a millones de hombres desesperados, mujeres y niños. Víctimas de un sistema que hace torturar a los hombres y encarcelar a gentes inocentes.

    A los que puedan oírme, les digo: no desesperéis. La desdicha que padecemos no es más que la pasajera codicia y la amargura de hombres que temen seguir el camino del progreso humano.


    El odio de los hombres pasará. Y caerán los dictadores. Y el poder que le quitaron al pueblo, se le reintegrará al pueblo. Y así, mientras el hombre exista, la libertad no perecerá.

    ¡Soldados, no os rindáis a esos hombres! Que en realidad os desprecian, os esclavizan, reglamentan vuestras vidas y os dicen lo que tenéis que hacer, que pensar y que sentir. Os barren el cerebro, os ceban, os tratan como a ganado. Y como a carne de cañón.

    No os entreguéis a esos individuos inhumanos, hombres máquinas, con cerebros y corazones de máquinas. Vosotros no sois máquinas; no sois ganado. ¡Sois hombres! Lleváis el amor de la humanidad en vuestros corazones. No el odio. Sólo los que no aman, odian. Los que no aman y los inhumanos.

    ¡Soldados, no luchéis por la esclavitud, sino por la libertad! En el capítulo XVII de San Lucas se lee: el reino de Dios está dentro del hombre. No de un hombre ni de un grupo de hombres, sino de todos los hombres. En vosotros.

    Vosotros, el pueblo, tenéis el poder. El poder de crear máquinas, el poder de crear felicidad. Vosotros, el pueblo, tenéis el poder de hacer esta vida libre y hermosa. De convertirla en una maravillosa aventura.

    En nombre de la democracia, utilicemos ese poder actuando todos unidos. Luchemos por un mundo nuevo, digno y noble, que garantice a los hombres trabajo. Y dé a la juventud un futuro. Y a la vejez, seguridad.

    Con la promesa de esas cosas, las fieras alcanzaron el poder. Pero mintieron. No han cumplido sus promesas ni nunca las cumplirán. Los dictadores son libres, sólo ellos. Pero esclavizan al pueblo. Luchemos ahora para hacer nosotros realidad lo prometido. Todos a luchar para libertar al mundo. Para derribar barreras nacionales. Para eliminar la ambición, el odio y la intolerancia.

    Luchemos por el mundo de la razón. Un mundo donde la ciencia, donde el progreso, nos conduzca a todos a la felicidad.

    ¡Soldados, en nombre de la democracia, debemos unirnos todos!


    
 

jueves, 12 de noviembre de 2015

¿Dónde está Nadine Tschiponnique?

Desde que el mundo es mundo, el ser humano ha empleado diferentes soportes y técnicas pictóricas para plasmar de una u otra forma su creación artística, tales como el lienzo, el muro, la tabla, el marfil, el cuero, el grabado... bajo los cuales subyace un denominador común: la estética con máxima finalidad de su obra.

Decía el filósofo Heráclito que en este mundo "Todo cambia; nada es". Y en efecto, así es: también el arte es dinámico, cambiante, y evolutivo gracias a esa búsqueda constante hacia nuevas vías inexploradas. Es, en definitiva: algo infinito. Las nuevas corrientes como el "body painting" son buena prueba de ello. El cuerpo humano también puede servir de puente entre la idea abstracta de una creación y su modo de expresarla.

Un ejemplo claro lo vemos en la obra del artista Jörg Dusterwald, un experto en pintar el cuerpo humano de tal forma que este pasa desapercibido cuando se funde con el paisaje. Alucinante cuanto menos. Cierto es que por sentido común se trata de "obras" extremadamente efímeras, pero al fin y al cabo: ¿qué no es pasajero?

En una de sus últimas creaciones, una mujer completamente desnuda se introduce dentro de un agradable paisaje otoñal de la Baja Sajonia. La señorita en cuestión se llama Nadine Tschiponnique y ha tenido que sufrir varias horas de maquillaje hasta que se ha hecho esta fotografía. Y sí, Nadine está. Pero... ¿dónde?


jueves, 5 de noviembre de 2015

EL RAPTO DEL CUERPO DE SAN MARCOS - Jacopo Comin Tintoretto

El "Rapto del cuerpo del San Marcos" es uno de los varios encargos que el médico Tomaso Rangone solicitó al maestro Tintoretto. San Marcos es conocido por ser el patrono de la ciudad de Venecia (incluso su bandera tiene impresa la imagen del León de San Marcos como atributo distintivo de la ciudad), pero antes de eso, fue un conocido predicador en Alejandría, ciudad en la que perdería su vida.

El rapto del cuerpo de San Marcos
Jacopo Comin Tintoretto
Galería de la Academia de Venecia
1562


Su cuerpo descansó allí hasta que a principios del siglo XI un grupo de navegantes de origen italiano se hizo con él para trasladarlo a la ciudad italiana, donde reposa hoy. De hecho, la conocida basílica de San Marcos de Venecia está levantada especialmente para albergar los restos de este Evangelista, un personaje muy venerado en este enclave.

Basílica y Plaza de San Marcos (Venecia)


Tintoretto destacó por sus originales composiciones. Concebía los cuadros como una especie de escenario teatral compuesto por grandes profundidades y abundantes elementos arquitectónicos. Los personajes sin embargo los desplazaba en muchos casos hasta los extremos de lienzo, rompiendo de esta forma con la tradicional jerarquía central de las escenas principales.

Otro de los aspectos que llama poderosamente la atención es el ambiente en el que se envuelven sus cuadros. La atmósfera es intensa, fantasmal, tenebrosa, un tanto extravagante e irreal, al igual que las arquitecturas. No obstante, la sensación que transmiten sus obras no son excesivamente negativas ni de rechazo, sino más bien de incetidumbre. Fue, sin duda, un maestro de la introspección de los personajes y los ambientes lúgubres. Tanto es así que muchos surrealistas vieron en él un ejemplo a seguir gracias a esos extraños "juegos" de posiciones y significados del que dotaba a sus lienzos.

El influjo manierista se hace patente en varios puntos. En primer lugar lo vemos en el pasillo central: está vacío casi por completo mientras que a la derecha se localizan todos los personajes, lo cual crea una sensación un tanto "agobiante", acentuada además por el escorzo y la posición inestable que toma el cuerpo de San Marcos, un recurso manierista por definición.

Hay muchísimos elementos introducidos de forma consciente que incrementan ese gusto por lo irreal y lo anormal. Fijémenos por ejemplo en el personaje tumbado en el centro del pasillo, o la extraña figura que sostiene una cortina en un primerísimo plano; eso por no hablar de los inesperados personajes que se entremeten entre la columnata a base de antorchas y humo o el exotismo del caballo a la derecha del cuadro.

La atmósfera es, en su totalidad, uno de los puntos más destacados de este lienzo. La escena se desarrolla en un ambiente de tormenta, triste, lúgubre, taciturno, lo cual incremente aún más si cabe esa extraña sensación de turbación y desasosiego por lo que allí se acontece.


Quizás también le interese...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...